Cebollino - Fundación Galicia Verde


Vaya al Contenido
CEBOLLINO
(Allium schoenoprasum)

Los chinos cultivaron una especie similar a la nuestra durante 5000 años con la finalidad de contrarrestar los efectos de los venenos y evitar la pérdida de sangre. Las propiedades medicinales y gustativas no serían conocidas en el mundo hasta el siglo XVI, a través del navegante Marco Polo.  Aparecida en el siglo XIV en Europa en su forma actual, los bulbos de cebollino se llamaban “apetitos”, debido a sus virtudes aperitivas. En primer lugar se cultivó a lo largo del Mediterráneo y luego los colonos lo introdujeron en América del Norte  y en poco tiempo se encontró aclimatada en toda Europa.

Como curiosidad… los holandeses cultivaban de manera consciente las plantas de cebollino directamente en los prados, para perfumar así la leche de las vacas…

Nombre científico: Allium schoenoprasum
Nombre en español: Cebollino
Nombres en otros idiomas: Chives (inglés) Schnittlauch (alemán), Ciboulette, ail civette (francés), Erba cipollina (italiano), Ceboliño, cebolo, ceboletas-de França, cebolinha, cebolinha-galega (gallego y portugués), Tipula landarea, tipulina (vasco), All junciforme, cebollí, porradell (catalán)
CARACTERÍSTICAS BOTÁNICAS
Familia: Liliáceas
Planta perenne, con un bulbo fusiforme, solitario o en grupos de 2 o 3 que crecen densamente apretados y pueden llegar a 30 cm de altura.
Rizoma muy corto, sin bulbillos. Túnica externa coriácea, lisa y grisácea. Tallo de sección circular y fistuloso.
Hojas erectas, que aparecen al principio de la primavera, están dispuestas a lo largo del tercio inferior del tallo. Son largas, glabras, sin pecíolo y cilíndricas y alcanzan hasta 15 cm de altura.
Las flores, numerosas (de 7 a  50) son tubulares, sin bulbitos y de color púrpura, se agrupan en una cabeza globular o umbela y aparecen de junio a agosto.
El fruto es una cápsula con semillas de color negro muy similares a las de la cebolla.
CULTIVO
Requiere pocos cuidados, razón suficiente para incorporarlo en nuestro jardín o huerto.  
Cultivo:
prefiere los suelos frescos, bien drenados, ligeramente calizos y ricos en materia orgánica pero se produce bien en cualquier tipo de suelo de mediana fertilidad. Requiere un riego regular, ni muy frecuente ni demasiado abundante. Se desarrolla bien a pleno sol pero tolera sombra parcial.
Siembra:
se siembra en marzo-abril o junio, haciendo un surco de 1,2 cm de profundidad. Tapamos con una capa ligera de compost y mantenemos la humedad hasta la germinación (suele tardar un par de semanas). Cuando las plantas sean lo bastante grandes para ser manejadas, haremos un aclareo dejando que queden a una distancia de 15 cm. Durante estas fases tempranas de crecimiento, evitaremos cortar las hojas. Más adelante, iremos podando las flores que pudieran aparecer, y para asegurarse un suministro continuo durante el verano, podaremos las hojas hasta 5-7 cm varias veces durante la estación vegetativa.
Cosecha:
las hojas frescas se van cosechando según vayamos necesitándolas. Esto comienza al cabo de tres meses de la siembra, cuando las plantas han alcanzado unos 15 cm de altura y alargaremos esta acción durante todo el verano. El corte lo haremos con tijeras o cuchillo, dejando al menos  5 cm de altura desde el suelo, para que la planta pueda echar nuevas hojas.
Las hojas frescas pueden conservarse varios días en un vaso con agua. No se pueden secar porque perderían su aroma pero sí se pueden conservar en frío e incluso congelar. Las flores se recogen una vez que empiecen a abrirse.
Multiplicación:
por semillas o por división de las matas. Esta segunda opción se puede hacer cuando el follaje de la planta es denso. Levantamos las matas hasta descubrir los pequeños bulbos, los separamos en pequeños racimos y los replantamos de nuevo espaciándolos 5-10 cm. Para que el cebollino siga siendo bonito y que los pies no se obstruyan unos a otros, haremos esta división cada tres o cinco años.
PROPIEDADES Y USOS
Esta planta es una   gran fuente de agua y de vitaminas A, B, C y K, fibras, minerales como el calcio, hierro, fósforo y potasio y antioxidantes.
Es baja en calorías y tiene propiedades muy similares a las de la cebolleta. Es carminativa, digestiva, diurética, estimulante, aperitiva y antiséptica y por  su riqueza en hierro es buena para los estados de anemia.
A nivel terapéutico su   uso es inexistente.
Uso   culinario
Es una planta aromática con delicado y delicioso gusto a ajo, a la vez suave y picante, que forma parte de las conocidas “finas hierbas” francesas. Las hojas jóvenes tienen un sabor más fuerte que el de las hojas más viejas.
En la cocina es una planta muy versátil, que se puede usar sin moderación pues combina a la perfección con distintos guisos. Siempre debemos añadirla al final de la cocción para que no pierda sus cualidades alimenticias. Las hojas se usan frescas para condimentar salsas, mantequillas, quesos blancos, mayonesas o distintos aderezos. Las  podemos encontrar finamente picadas también en comidas como sándwich vegetales, ensaladas verdes, tomates, potajes, tortillas, pescados,…
Las flores también tienen uso gastronómico, pudiéndose comer crudas en ensaladas, añadiéndolas a mantequillas o como elemento decorativo de los platos.
Otros   usos  
El cebollino plantado tal cual en la huerta, aleja con su olor a la mosca de la zanahoria.
Hace muy buena pareja con los rosales de distintos colores, por lo que podemos constituir un macizo de colores añadiendo también otro tipo de flores como geranios, campanillas, verónicas,…También queda ornamentalmente vistoso, formando bonitos penachos en rocalla, borduras, alfombras,… e incluso en macetas.
La eficacia de esta planta sobre el huerto se debe a las sales minerales que contiene y por sus propiedades antisépticas. Se puede preparar un purín o macerado con 50 gr de hojas en un litro de agua y lo dejamos reposar durante una semana. Filtramos y el líquido obtenido se puede pulverizar contra los acáridos fitófagos y contra distintas enfermedades criptógamas, en   particular, el mildiu de la patata y del tomate.
Una   infusión con 1 litro de agua hirviendo vertido sobre 50 gr de hojas y reposado algunas horas, se puede utilizar en los mismos casos que la anterior y en particular la usaremos contra la araña roja de la fresa.
TU OPINIÓN
En este apartado queremos colgar vuestras opiniones sobre esta planta: que os parece, si os gusta, o no, si conocéis algunas propiedades, como la llaman donde vivís, o alguna anécdota,...cualquier cosa que queráis enviarnos, para compartir y enriquecer esta sección, a secretaria@fundaciongaliciaverde.org.
.
Fundación Galicia Verde
Aldea de Leboso
36556 Forcarei - Pontevedra

+34 671 22 39 05
WebMaster: Enrique Banet
Regreso al contenido