BIOPREPARADOS - Fundación Galicia Verde

Logo de la Fundación Galicia Verde
Logo de la Fundación Galicia Verder

Vaya al Contenido
CALDO BORDELÉS

Este preparado debe su nombre de "caldo bordelés" a la región francesa de Burdeos ya que fue allí donde Alexis Milladet, en 1885, descubrió sus propiedades beneficiosas.

El caldo bordelés es un protector de contacto, es decir que no penetra dentro de los tejidos de las plantas, pero evita que el hongo se desarrolle, al formar una lámina superficial de protección. No cura las partes de la planta ya atacada, pero evita que el hongo se propague a las partes sanas.

El caldo bordelés, para que sea efectivo, debe prepararse justo antes de usarlo ya que a las 2 al 3 horas pierde parte de su efectividad, perdiendo adherencia.

Su gran ventaja es que después de seco se adhiere fuertemente a la planta teniendo gran resistencia a la lluvia y resultando muy efectivo contra numerosos hongos y bacterias parásitas.
En el caso de la viña es utilizado para controlar el mildíu y la botritis, entre otras enfermedades. No es conveniente tratar la vid pocos días antes de la vendimia por que sus residuos en las uvas pueden causar problemas en las levaduras responsables de la fermentación.

No debe usarse con mucha frecuencia ya que el cobre pode lixiviarse y contaminar las corrientes de agua.
PREPARACIÓN

Utilizaremos los siguientes ingredientes:

    • cristales de sulfato de cobre (piedras verde-azuladas)
    • cal apagada hidratada (nunca cal agrícola)
    • agua

En un cubo de plástico, madera o vidrio, prepararemos el sulfato de cobre, que se puede conservar durante mucho tiempo convenientemente tapado para que no absorva la humedad del aire.

El sulfato de cobre es difícil de disolver removiendo, incluso aunque utilicemos agua caliente, por lo que os explico una fórmula que no da trabajo ninguno. Se ponen la cantidad de agua que vayamos a preparar en un cubo y dentro, en suspensión, en una tela blanca, colocaremos el sulfato. Este se irá disolviendo sin necesidad de agitar y, como es más pesado que el agua se irá al hondo. Sí lo dejamos por la noche, a la mañana siguiente estará disuelto sin necesidad de agitar.

Una vez disuelto lo guardamos en recipientes bien cerrados hasta que necesitemos utilizarlo.

Para utilizarlo tomaremos la cantidad necesaria de sulfato de cobre y le iremos añadiendo, poco a poco y removiendo, la lechada de cal que previamente prepararemos en otro cubo. (¡Ojo!, colar la lechada de cal ya que suele llevar arenillas o grumos que atascarían el pulverizador).

Las cantidades que doy a continuación son estimadas, siendo lo mejor el control con una tira de pH, hasta que se obtenga un pH entre 6 y 7.

Lo normal, como referencia, sería la misma cantidad de sulfato de cobre que de cal, en la proporción de 10 gramos de sulfato en un litro de agua, y 10 gramos del cal en otro litro de agua. Realizar la mezcla removiendo bien, añadiendo siempre la cal sobre el sulfato,y utilizar antes de dos o tres horas.

Esta proporción también en válida para frutales. Sí los brotes son muy tiernos, o las plantas muy nuevas, puedes ser aconsejable diluir la mezcla algo más para no quemarlas.

CONSEJOS:

No fumigar las leguminosas en floración.

Para trips de la cebolla y el ajo, o para el tomate y la remolacha, diluir tres partes de caldo bordelés con una de agua.

Los tomates se pueden tratar, a partir de que alcancen unos 30 cm de altura, cada 8 a 10 días, diluyendo la cantidad de caldo bordelés en otro tanto de agua.

No aplicar a las cucurbitáceas (melón , pepino, sandía,...).

.
CONTROL DE HELADAS


Durante la época de plantación, y para saber que no habrá heladas, es una buena costumbre, plantar en nuestra huerta alguna planta de espino blanco o espino albar silvestre. Es un magnífico indicador ya que comienza a florecer en la época en que estamos seguros de que no habrá más heladas.

Un buen sistema preventivo contra las heladas consiste en mantener una elevada humedad ambiental. Con ello conseguimos que cuando desciende la temperatura por debajo de cero grados nuestra plantas se recubran de hielo y este permanezca húmedo, reduciendo la evaporación y, simultáneamente rebajando la conducción del calor.

¿Cómo lograrlo?

Para ellos dispondremos sobre nuestros cultivos un sistema de nebulización, con un termostato que dispare su funcionamiento cuando la temperatura descienda de dos grados sobre cero.
Cuando la temperatura empiece a bajar de cero se formará una capa de hielo sobre la planta y la mantendrá protegida en un ambiente húmedo (con el nebulizador funcionando) con una temperatura que se mantendrá estable en 0ºC.

ENLUCIDO DE ÁRBOLES


El enlucido consiste en pintar el tronco y las ramas más gruesas del árbol, aquellas que presentan más grietas-refugio para sus depredadores. Suele hacerse cuando estos van a entrar en reposo invernal, es decir al tirar la hoja, aunque también suele hacerse la finales del invierno.
Los objetivos que se persiguen con el enlucido son:

  • Sanear la planta ya que en su corteza y en sus grietas son numerosos los insectos que suelen buscar protección.
  • Inhibir la proliferación de musgos y líquenes
  • Proporcionar una protección extra contra las heladas.
  • Alimentar al árbol
 

FÓRMULA DE LUST

Arcilla   5 Kg.
Bosta de vaca   3 Kg
Polvo de roca   0,5 Kg
Decocción de cola de cabalo   0,5 litros
Ceniza de madera   0,5 Kg   
.La pasta así preparada puede emplearse para tapar heridas después de la poda, o de una rama desgajada por el viento. Se puede diluir para aplicarla pulverizada (penetra mejor en las hendiduras), o con brocha. Suelen tratarse los troncos y los arranques de las ramas más gruesas.

PURIN DE AJOS Y CEBOLLAS


Preparación

Podemos preparar purín con hojas y pieles de cebolla y ajo para reforzar las plantas contra las enfermedades criptogámicas.

Se utilizarán, o bien 0,5 Kg de planta fresca, o 200g de planta seca, por 10 litros de agua.

  • Resulta especialmente interesante para reforzar los fresales.

Otra receta muy eficaz contra plagas, en general:

    • 10 cabezas de ajo
    • 5 cebollas grandes
    • 250 g de jabón líquido
    • 25 litros de agua

Preparación:

Picar con una minipimer las 10 cabezas de ajo y las 5 cebollas grandes, con un poco de agua.
Colocar la mezcla en un depósito de 25 l, añadiendo el jabón líquido y completando el volumem hasta los 25 litros.
Deijar la mezcla en reposo unos 4-5 días. Colarla y ya está lista para utilizar.

Empleo:

Fumigar bien las hojas, por ambas caras. Repetir cada 4 días hasta acabar con la plaga.

PURÍN FERMENTADO DE ORTIGAS


Preparación

El purín fermentado de ortigas se prepara llenando un recipiente con plantas (aproximadamente 1Kg de ortiga fresca, o 200 g de ortiga seca, por 10 litros agua) y, sin apretarlas, llenarlo de agua, preferentemente de lluvia. Se tapa y se deja durante unas dos semanas, hasta que deje de hacer espuma. Tendrá un color oscuro y mal olor, que puede ser mitigado añadiendo polvo de arcilla.

¿Cómo utilizarlo?

Puede ser utilizado en pulverizaciones foliares, diluyéndolo 1:20.

    • Se puede utilizar durante todo el año para estimular el crecimiento.
    • Se pueden pulverizar los bancales de las patatas para protegerlas del mildiu.
    • Se pueden pulverizar los frutales durante el comienzo de los brotes para evitar la clorosis.

Diluído, al 1:10

  • Se puede utilizar para riego, para estimular el crecimiento.

Volver a inicio
FUNDACIÓN GALICIA VERDE
Aldea de Leboso
36556 Forcarei - Pontevedra

+34 671 22 39 05
Regreso al contenido